Una Oro Retriever espera a que llegue su hermano pequeño y se enamora perdidamente de él

Sadie, una Oro Retriever de 5 años, tuvo una reacción increíble después de enterarse de que iba a ser una hermana mayor. Esta perra estaba realmente emocionada por la noticia de la llegada del bebé. Esperaba con ansias el día en que finalmente pudiera conocer al nuevo miembro de su creciente familia.

Ha sido una larga espera, ¡pero un día ha llegado el bebé!
Después del nacimiento de Tyler, Sadie se volvió un poco posesiva pero en el buen sentido. Lo mantuvo encendido todo el tiempo. A menudo lo veía tomar una siesta o jugar con sus juguetes.

Ya sea a la hora de jugar o de la siesta, siempre se puede encontrar a Sadie junto a su hermano pequeño Tyler. Lo hacen todos juntos.
Felizmente comería un trozo de brócoli para que Tyler no tuviera que hacerlo. Cuando se trata de helados, esa es una historia diferente. Como a los dos les gusta mucho, eligen comer juntos su helado favorito y no hay nada más lindo.

Sadie ama cada minuto que pasa con su hermano pequeño. Tyler le da muchos abrazos y besos. A cambio, Sadie le muestra lealtad y confianza .

(Visited 6 times, 1 visits today)